Redes Sociales

siguenos en facebook siguenos en Twitter sígueme en Blogger Sígueme en Likedin Sígueme en Pinterest Canal de youtube

LOS OBSTÁCULOS DEL HUMANISMO


LOS OBSTÁCULOS DEL HUMANISMO

RELIGIÓN CRISTIANA: CRISTIANISMO CON HUMANISMO SIN CRISTO

A principios del siglo XI ciertos hombres librepensadores (humanistas) o pensadores religiosos decían que el hombre es pecador debido a su ignorancia, por lo cual dijeron, si el hombre fuera educado sería mejor, se haría bueno por medio de la educación, así que los reinos y los gobernantes del mundo dijeron ¡hagámoslo! y establecieron los recursos para aplicar todo el peso de la educación para hacer del hombre “un buen hombre”, evadiendo la causa más profunda del verdadero problema del hombre (su naturaleza pecaminosa), y menospreciando esto el resultado del trabajo humanista sigue siendo un hombre ególatra y perverso pero educado.

Al principio tanto el humanismo como el cristianismo fueron de la mano, pero posteriormente el humanismo desecho el cristianismo y tomo el control de la sociedad, encasillando al cristianismo en una débil y nefasta estructura religiosa.

En esta meditación queremos compartir los efectos que han causado estos dos movimientos intelectuales, el humanismo y el cristianismo y como han afectado la conducta de la sociedad.

Para entender la conducta del hombre de estos tiempos, debemos conciliar un juicio entre la base con la que se rige la sociedad de hoy y las Escrituras que describen al hombre de estos tiempos como un hombre extremadamente perverso:

2 Timoteo 3
1También debes saber esto: que en los postreros días vendrán tiempos peligrosos. 2Porque habrá hombres amadores de sí mismos, avaros, vanagloriosos, soberbios, blasfemos, desobedientes a los padres, ingratos, impíos, 3sin afecto natural, implacables, calumniadores, intemperantes, crueles, aborrecedores de lo bueno, 4traidores, impetuosos, infatuados, amadores de los deleites más que de Dios, 5que tendrán apariencia de piedad, pero negarán la eficacia de ella; a éstos evita.

Esto NO significa que tales hombres sean más malos que los que han habitado anteriormente la tierra, sino que habrá “algo” (“tiempos peligrosos”) que producirá en los hombres un amor desmedido por los deleites carnales que por las cosas de Dios. Nos preguntamos a qué cosa se refiere que hará que el hombre de los últimos tiempos sea un hombre totalmente depravado. El Señor mismo compara esta humanidad como una sociedad en similitud a la vivida en tiempos de Noé y de Sodoma y Gomorra (Mt 24:37; Lc 17:26-30).

Pablo por el Espíritu Santo le explicaba a los de Tesalónica que el resultado del “misterio de la iniquidad” sería un hombre puramente inicuo (tal expresión proviene de la raíz griega anomia “anomia”), es decir un hombre “sin ley” o con una “ley contradictoria” a la ley de Dios, y que habría de manifestarse en el final (2 Te 2:7-9), y esto no sería posible si primeramente la sociedad no se rigiera por esa misma iniquidad (maldad). Actualmente vivimos ya en una sociedad muy maligna. Cuando Pablo menciona “misterio” del griego musthrion “musterion” no estaba indicando que tal ambiente fuera desconocido, sino que sería difícil de conciliar para aquellos que tienen la ley de Dios. Y es eso lo que realmente vive el cristiano de hoy. Tan perversas son las conductas de los hombres que ni el cristiano puede discernir o percibir el origen o la raíz para tal mala manera de proceder.

Aún así dentro de la sociedad, sigue estando el Reino de Dios, cada vez con menos manifestación del Espíritu o bien con un Espíritu apagado, al punto tal que el Señor Jesús describe la situación de su Iglesia como una Iglesia que tiene nombre de qué vive pero está muerta Ap 3:1 y a su vez como una Iglesia que corre gran riesgo de ser vomitada por su tibieza Ap 3:16, refiriéndose a esto como una Iglesia que convive con la religión cristiana, una Iglesia que convive con valores humanistas y cristianos.

Siempre hay cristianos que en su ignorancia preguntan: ¿Qué tienen de malo las religiones?,  ¿Qué hay de malo en sus instituciones?, ¿No tiene cada hombre derecho a tener creencias y pertenecer a cualquier religión?.

Para resolver estas cuestiones, solo basta entender las siguientes ecuaciones:

-       Podemos definir a cualquier religión como la suma de:

Religión = Humanismo + Superstición

Y dentro de esto podemos también definir la religión cristiana como la siguiente ecuación:

Religión cristiana = Humanismo + Cristianismo – Cristo

Más allá de los significados y conceptos, tenemos el objetivo de interpretar lo que realmente es la religión y el humanismo.

Religión cristiana es igual a “Humanismo” más “Cristianismo” pero sin Cristo. Para entender esto tenemos que entender que es cada factor en la ecuación.

Permítannos explicarlo de la manera más sencilla. Obviamente las mentes escépticas, sean cristianas o no pondrán todo su esfuerzo para negar cada expresión aquí descripta.

El obstáculo más grande a vencer que tiene el hombre de este tiempo para alcanzar a Dios es su propio humanismo. El humanismo es sin duda la muralla más grande y más dura que el enemigo ha construido para evitar que los hombres se conviertan al Señorío de Cristo Jesús. Y aún cuando se conviertan arrastran consigo mismo gran parte de ese humanismo que no quieren abandonar.

Pero ¿Qué es el humanismo?

En su significado “El Humanismo” se define como el movimiento intelectual filológico, filosófico y cultural europeo impregnado (actualmente impuesto) sobre toda la humanidad y que radica en desarrollar el intelecto humano para la autosuficiencia en todos los aspectos de la vida.
Hablar de humanismo es hablar de cómo el hombre está regido y como asimila y se aferra tan fuertemente a los valores sociales siguiendo la senda propuesta por el Sistema (nacer, educarse, trabajar, consumir, aportar, entretenerse y sobrevivir).

A pesar de ser considerado como un buen y poderoso concepto, que dicho sea de paso forma parte ya de toda mente humana desde hace más de 500 años, lo que realmente significa es que han tomado al hombre y lo han educado para que “crea” en sí mismo y en su autosuficiencia.

El hombre de este tiempo está supeditado a una estructura social basada en una ley humana desarrollada por el poder del conocimiento y de la ciencia que busca “mejorar” la cultura para la supuesta magnificencia del hombre sin la más mínima calidad moral. A lo que nos referimos es que todo el mundo busca escalar piramidalmente hacia el poder del conocimiento y del engrandecimiento de la humanidad.

La ciencia se ha convertido en la herramienta más dominante que convence al mundo del poder del conocimiento y como mediante esto puede derribar cualquier estructura dogmatica.

Al humanismo no le interesa cuan pecador sea el hombre. El humanismo no reconoce la naturaleza pecaminosa del hombre, es por eso que llama al pecado “ignorancia”, y de la misma manera  llama al Evangelio “locura”  (1 Co 1:21-23).

El humanismo es una doctrina tan poderosa que convence al hombre de que necesita del conocimiento para sobrevivir (estudiar y trabajar para vivir).
La sociedad impone y defiende demostrando con firmes argumentos que la educación es prácticamente el único camino “lógico” para que el hombre sea reconocido como un ser racional civilizado y honorable.

El “faraón” de estos tiempos construye su pirámide de poder esclavizando a las mentes humanas para el propósito inicuo de dominar al hombre con iniquidad.

Actualmente nadie se percata que desde temprana edad se induce a los hombres a someterse al yugo y a las cadenas de la evolución cultural. Nadie parece percibir que el Sistema usa los recursos del hombre para educarlo para luego usarlo como recurso.

La esclavitud en estos tiempos radica en usar el tiempo, el trabajo y los recursos del hombre para obligarlo a que pase por una educación humanista para que luego sea usado para los propósitos de los que tienen el poder, sin importar su religión. Obviamente la esclavitud está endulzada ilusoriamente con el sabor de los placeres carnales y por esa misma razón no ven las cadenas.
Para un hombre común y aún para todo cristiano, “Vivir” se ha convertido en la ilusión de alcanzar metas humanas (profesión, trabajo, desarrollo, bienes, etc), vivir es superar los desafíos propuesto por el sistema cultural, para que todo ser humano pueda medir esta existencia en logros, considerando así que tiene el derecho a la vida, derecho a recibir del sistema mismo una vida cómoda tranquila y con placeres y confort (esta ilusión está en todos los seres humanos cristianos y no cristianos).

El hijo de Dios no se percata cuan contaminado, cuan tibio se ha hecho por seguir el ritmo desenfrenado de los arquitectos humanistas de la sociedad.

Alguien ha dicho con verdad “Cuanta inhumanidad hay en el ser humano educado”.

Una de las peores doctrinas del humanismo es enseñar que el hombre puede alcanzar la inteligencia y la cultura para valerse por sí mismo. Y es eso lo que el cristiano absorbe y traslada a sus hijos enviándolos a las escuelas, convenciéndoles del régimen y esperando que escale y llegue lo más alto posible.
Es lamentable ver que los cristianos consideren que en esta vida uno puede llegar a ser un buen ciudadano, un buen profesional y trabajar para sí, siendo a su vez un buen hijo de Dios. Cuan equivocados estamos por pensar así. Es por esta misma razón que el Evangelio ha perdido efecto en la humanidad, es por esta razón que la Iglesia ha perdido el llamado de Dios.

Las Escrituras dicen claramente y con exhortación:

2 Corintios 6
15¿Y qué concordia Cristo con Belial? ¿O qué parte el creyente con el incrédulo? 16¿Y qué acuerdo hay entre el templo de Dios y los ídolos?...

Por eso Santiago grita por el Espíritu:

Santiago 4
4¡Oh almas adúlteras! ¿No sabéis que la amistad del mundo es enemistad contra Dios? Cualquiera, pues, que quiera ser amigo del mundo, se constituye enemigo de Dios. 5¿O pensáis que la Escritura dice en vano: El Espíritu que él ha hecho morar en nosotros nos anhela celosamente?

Los cristianos envían a las escuelas a sus hijos donde pasan más de 6 horas por día estudiando libros humanistas y recibiendo enseñanzas de ciencias humanas que hablan de la evolución del hombre, de las diferentes teorías humanas, del poder científico y del alcance de la razón y luego pretenden que sigan al Señor Jesús haciendo que lean un par de versículos los fines de semana. Es a causa de esto que los propios hijos dicen posteriormente a sus padres, “la biblia no importa, la realidad es otra, la verdad es que hay que sobrevivir a toda costa, no te dejes llevar por un libro que no tiene sustento científico y que solo son cuentos que destruyen la autoestima”. ¿Pueden percibir aunque sea un poquito lo que hace el humanismo en sus vidas y en la de sus hijos?

El Humanismo desvaloriza por completo a las Escrituras, ha borrado el Nombre del Señor Jesús en toda buena enseñanza.

Vemos como la educación ha provisto al hombre de una fuerte herramienta para acrecentar enormemente su avaricia, su egoísmo, su racismo, su materialismo, su odio. En definitiva vemos que el régimen educacional no cambia a las personas, solo las convierte en casi unos indestructibles ególatras y pecadores sin remordimientos y sin culpas.

Queda más que demostrado que ni la más basta calidad de educación va a poder eliminar la naturaleza pecaminosa del hombre, antes por el contrario la educación lo cauteriza en su letal condición.

Con esto demostramos que el humanismo ha sido un predicamento erróneo y que más que convertirse en una solución en el hombre el humanismo ha aportado mayores tragedias al problema real del hombre, y es por esta misma razón que el hombre de estos tiempos está cada vez más imposibilitado de llegar al Señor y a su vez se hace mas inicuo en su forma de proceder.

Algunos han comparado el método humanista como la buena intención de agarrar un zorrino, lavarlo, y echarle perfume esperando que eso resuelva el problema natural del zorrino. De la misma manera han tomado al hombre le han dado una ducha educacional y  tecnológica y  le han perfumado de valores sicológicos en ética y moral. Y el resultado es tener un honorable y reconocido abogado drogadicto, un doctor homosexual, un político corrupto, un ingeniero adultero, un cura pedófilo, un pastor apostata adultero y avaro, un albañil alcohólico, un estudiante fornicario e idolatra, etc.

¿Cuán perfumado de humanismo estás tú?

Con esto queremos demostrar a la Iglesia la incompatibilidad que hay entre el humanismo y el Evangelio del Señor Jesucristo. El humanismo solo le pone al hombre una máscara hipócrita de valores éticos y morales totalmente contradictorios a la ley de Dios, mientras que el Señor Jesucristo ataca el verdadero problema del hombre.

El humanismo enseña a todos a luchar por un espacio y por una dignidad, mientras que el Señor enseña a aborrecerlo todo (Lc 14:25-33). ¿Qué cristiano vive hoy verdaderamente la fe del Señor Jesús?, ¿En qué cavilan cuando leen esto?:

Lucas 14
26Si alguno viene a mí, y no aborrece a su padre, y madre, y mujer, e hijos, y hermanos, y hermanas, y aun también su propia vida, no puede ser mi discípulo. 27Y el que no lleva su cruz y viene en pos de mí, no puede ser mi discípulo. 28Porque ¿quién de vosotros, queriendo edificar una torre, no se sienta primero y calcula los gastos, a ver si tiene lo que necesita para acabarla? 29No sea que después que haya puesto el cimiento, y no pueda acabarla, todos los que lo vean comiencen a hacer burla de él, 30diciendo: Este hombre comenzó a edificar, y no pudo acabar. 31¿O qué rey, al marchar a la guerra contra otro rey, no se sienta primero y considera si puede hacer frente con diez mil al que viene contra él con veinte mil? 32Y si no puede, cuando el otro está todavía lejos, le envía una embajada y le pide condiciones de paz. 33Así, pues, cualquiera de vosotros que no renuncia a todo lo que posee, no puede ser mi discípulo.

Mateo 6
25Por tanto os digo: No os afanéis por vuestra vida, qué habéis de comer o qué habéis de beber; ni por vuestro cuerpo, qué habéis de vestir. ¿No es la vida más que el alimento, y el cuerpo más que el vestido? 26Mirad las aves del cielo, que no siembran, ni siegan, ni recogen en graneros; y vuestro Padre celestial las alimenta. ¿No valéis vosotros mucho más que ellas? 27¿Y quién de vosotros podrá, por mucho que se afane, añadir a su estatura un codo? 28Y por el vestido, ¿por qué os afanáis? Considerad los lirios del campo, cómo crecen: no trabajan ni hilan; 29pero os digo, que ni aun Salomón con toda su gloria se vistió así como uno de ellos. 30Y si la hierba del campo que hoy es, y mañana se echa en el horno, Dios la viste así, ¿no hará mucho más a vosotros, hombres de poca fe? 31No os afanéis, pues, diciendo: ¿Qué comeremos, o qué beberemos, o qué vestiremos? 32Porque los gentiles buscan todas estas cosas; pero vuestro Padre celestial sabe que tenéis necesidad de todas estas cosas. 33Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas.
34Así que, no os afanéis por el día de mañana, porque el día de mañana traerá su afán. Basta a cada día su propio mal.

Sin embargo los arquitectos de la sociedad previendo que el cristianismo se revelara, infiltró la religión como una plataforma para controlar a la Iglesia y hacer que los cristianos consideren fehacientemente cuan necesario es el humanismo en la sociedad.

La religión es una técnica puramente humanista que defiende una plena realización del hombre y de lo humano en el mundo dentro de un marco de dogmas y principios cristianos basados en la biblia. Es por ello que la religión solo brinda un parche cristiano adictivo a los hombres para ser pegado en su naturaleza carnal y así contrarestar el verdadero propósito del Evangelio del Señor Jesucristo.

Las religiones son estructuras humanistas impregnadas de valores bíblicos que le permiten a los cristianos encontrar un falso equilibrio en la sociedad. Es por eso que el cristiano de hoy no se percata de lo maligno que es la educación, la ciencia, la tecnología el entretenimiento y la usa desmedidamente dentro y fuera de la congregación.

Por todo lo que hemos descripto esperamos que entiendan lo que verdaderamente demanda el Señor Jesús para nuestra vida y comprender el porqué de las siguientes expresiones.

1 Corintios 10
14Por tanto, amados míos, huid de la idolatría.

Romanos 8
8y los que viven según la carne no pueden agradar a Dios.

Hebreos 11
6Pero sin fe es imposible agradar a Dios; porque es necesario que el que se acerca a Dios crea que le hay, y que es galardonador de los que le buscan.

1 Tesalonicenses 4
3pues la voluntad de Dios es vuestra santificación; que os apartéis de fornicación;

Hebreos 12
14Seguid la paz con todos, y la santidad, sin la cual nadie verá al Señor.

1 Tesalonicenses 3
13para que sean afirmados vuestros corazones, irreprensibles en santidad delante de Dios nuestro Padre, en la venida de nuestro Señor Jesucristo con todos sus santos.

No te contamines con el humanismo, renuncia a ese pensamiento humano, renuncia a la teología humanista. El mundo y la religión solo te llevarán a la perdición.

¡DESPIERTA!, ¡TE ESTÁN ENGAÑANDO!, ¡TE ESTÁN USANDO!

Huye de la religión y de las estructuras dogmaticas, huye de la teología humana. Sigue a Cristo, Vive a Cristo, Predica a Cristo. Dios no está en las religiones, Dios no necesita de una institución humana.

No puedes Basar tu fe en una estructura religiosa o en la profundidad de la fe de otras personas. Pon tu fe en Cristo Jesús y sigue sus pasos (1 Pe 2:21; 1 Jn 2:6; Jn 13:15).

EL SEÑOR VIENE !! (1Co 16:22)

Romanos 13
11Y esto, conociendo el tiempo, que es ya hora de levantarnos del sueño; porque ahora está más cerca de nosotros nuestra salvación que cuando creímos. 12La noche está avanzada, y se acerca el día. Desechemos, pues, las obras de las tinieblas, y vistámonos las armas de la luz. 13Andemos como de día, honestamente; no en glotonerías y borracheras, no en lujurias y lascivias, no en contiendas y envidia, 14sino vestíos del Señor Jesucristo, y no proveáis para los deseos de la carne.


La Paz del Señor Jesús


IGLESIA EN CASAS

INTERLINEALES ELECTRONICOS

NT INTERLINEAL GRIEGO - ESPAÑOL

CONCORDANCIA Y DICCIONARIO TRADUCTOR GRIEGO ESPAÑOL DE NT

LIBROS MAB

ORGANIZACIÓN MINISTERIAL DE LA IGLESIA

EL CRISTIANISMO ACTUAL

¿DENOMINACIÓN CRISTIANA?